NOTICIAS Y ANÁLISIS

GBP

Otro episodio de 6 meses se presenta en la saga del Brexit, después de que el Consejo Europeo dictaminara una extensión de las negociaciones hasta el 31 de octubre en un debate dividido. La prórroga, con un período de revisión en Junio, cuenta con un margen de flexibilidad que permitiría adelantar la fecha de divorcio si el parlamento británico ratificara el acuerdo de salida de Theresa May antes de esa fecha. Donald Tusk, Presidente del Consejo, ratificó que dicho acuerdo, incluida la espinosa cláusula de la salvaguarda en la frontera irlandesa, no está abierto a renegociación. La declaración política, que establece el marco para las futuras relaciones entre ambas partes, aún está por aprobarse, una vez que el parlamento británico indique una alternativa mayoritaria. La prórroga otorgada, más corta de lo que muchos esperaban, puede todavía ganarle más detractores a May entre los parlamentarios euroescépticos. La pregunta es ahora cuánto más podrá resistir el Reino Unido bajo la incertidumbre del Brexit. Hoy May se dirigirá al parlamento con las conclusiones del encuentro de ayer.

EUR

El euro salió ayer de su letargo reciente, con un movimiento a la baja tras el discurso de Mario Draghi, que fue rápidamente corregido tras la publicación de las minutas de la reunión de la Fed. Como era ampliamente esperado por los mercados, el BCE mantuvo aparcada su tasa de interés, al mismo tiempo que ratificó que no prevé un futuro incremento de los tipos antes de finales del año, como mínimo. El principal mensaje bajista esta vez, vino con el compromiso de utilizar todos los instrumentos disponibles para reactivar el crecimiento ante un período prolongado de ralentización económica. El comunicado del BCE claramente demuestra que la política monetaria está actualmente enfocada en los riesgos internos y externos que enfrenta la Eurozona en el mediano plazo. En otras palabras, una subida de tipos -el factor determinante para un incremento sostenido del EUR- no está en el centro de atención del BCE de momento.

USD

El índice DXY, que mide la fortaleza del dólar frente a sus 6 principales pares, terminó en territorio negativo en un día protagonizado por la publicación de las actas de la reunión de la Reserva Federal el pasado 20 de marzo. Las minutas ratificaron la posición paciente de la Fed ante los previsibles riesgos macroeconómicos globales, con la mayoría de los miembros apoyando la opción de mantener en pausa los tipos por el resto del año. Sin embargo, el sesgo más notable de esta posición neutral es hacia el lado alcista, sujeto a la evolución de los riesgos más considerables; entre ellos, la ralentización de Europa y China y el enfriamiento de las presiones inflacionarias domésticas. Estas observaciones suavizaron las preocupaciones sobre posibles recortes de tipos, y con ello, el ascenso previo de los bonos del tesoro a largo plazo. Hoy se presentan a las cámaras varios oficiales de la Fed, mientras que los índices de precios de los productores y datos del mercado laboral se publican a las 14:30 ECT.

MXN

El peso mexicano continuó consolidando sus ganancias frente al dólar en la sesión de ayer, en una racha alcista soportada fundamentalmente por el avance de los precios ascendentes del petróleo. La Agencia Internacional de Energía publica hoy su reporte mensual del mercado del crudo, mientras que los futuros cierran en sus mayores niveles desde noviembre. El crecimiento de los salarios nominales, de 6,5% en marzo frente al 5,1% en diciembre, también sostienen al alza las presiones inflacionarias en la economía mexicana. Hoy se publican las actas de la última reunión de política monetaria de Banxico a las 16:00 ECT, donde podrá evaluarse con mayor precisión el sesgo del balance de riesgos considerado por Banxico. Aunque en su último comunicado, el banco central mantuvo una posición neutral en sus indicaciones de política, un incremento en las expectativas inflacionarias puede ser suficiente para fortalecer al peso en el futuro.